Varios heridos por tiroteo en clínica de Buffalo Minnesota.

Un hombre abrió fuego este martes en una clínica en Buffalo Minnesota, dejando varios heridos. Asimismo, el centro de salud también fue objeto de una explosión, informo la policía.

Se informó que el sospechoso era un hombre blanco mayor armado con una pistola. El hombre les dijo a los despachadores del 911 que tenía cuatro artefactos explosivos caseros que detonaron allí, y los oficiales luego encontraron evidencia de las explosiones.

La condición de los heridos en el incidente aún no está disponible. Al menos cinco personas fueron trasladadas a hospitales en varios helicopteros, incluidas al menos dos víctimas que resultaron gravemente heridas.

El incidente se produjo poco antes de las 11 de la mañana en la clínica de Allina Health de la ciudad de Buffalo, la policía arrestó a un sospechoso, informaron los medio, sin especificar si se trató del tirador. Mas tarde dieron a conocer que se trataba de Gregory Ulrich de 67 años de edad, originario de ahí, de Buffalo Minnesota.

La policía federal de Saint Paul, anunció en Twitter que se dirigía al lugar tras informes de que se estaba desarrollando un tiroteo.

Relato de una testigo:

Tiffany, residente de Minnesota, estaba dejando a su madre en la clínica de Allina Health. “Llegué, me estaba preparando para dejarla en la puerta, y dos enfermeras vinieron corriendo a mi vehículo y dijeron que escucharon alrededor de 11 disparos en el lapso de un minuto y no vieron al tirador, pero asumieron que eso era lo que era. Dos minutos más tarde, vimos que las ventanas delanteras se dispararon y abandonamos la escena “.

Tiffany, como muchos, dijo que todavía le sorprende que algo así sucediera en su ciudad natal.

“Mi corazón todavía está acelerado. Ahí es donde mis hijos van al médico, y solo espero que estén todos bien y desearía haber hecho más para ayudar”.

Tiffany dijo que las enfermeras que subieron a su auto no tenían sus teléfonos porque se les acabaron muy rápido. Entonces, Tiffany llamó al 911 y también dejó que las enfermeras usaran su teléfono para informar a sus familiares que estaban bien.

“Iba a dejar a mi mamá en la puerta principal, estacionarme y venir a buscarla, y en cuestión de minutos estaban disparando a la ventana principal. Ella podría haber estado sentada allí y tuvo dificultades para caminar, así que da mucho miedo. . “

%d bloggers like this: